lunes, 25 de marzo de 2013

Pasta quebrada azucarada


Ingredientes:
- 250 gr. de harina floja.
- 200 gr. de mantequilla.
- 100 gr. de azúcar glas.
- 1 gr. de sal.
- 2 yemas de huevo.
Elaboración:
   Vamos a empezar tamizando la harina por un lado y el azúcar glas por otro. Y la mantequilla, que la tendremos un poco ablandada, la partiremos en trocitos.
   Haremos un volcán con la harina y dentro vamos a poner el azúcar glas, la mantequilla y la sal. Con ayuda de los dedos vamos a ir mezclando y amasando (solo el azúcar, la mantequilla y la sal). Cuando lo tengamos mezclado vamos a incorporar las yemas de huevo y las mezclaremos ayudándonos de nuevo con la punta de los dedos.
   Cuando lo tengamos todo bien mezclado vamos a ir incorporando la harina, llevándola hacia el centro y amasando con los dedos hasta que la masa ligue.
   Es el momento de amasar con la palma de la mano hasta que nos quede bien firme y con todos los ingredientes bien integrados. Formaremos una bola y la meteremos en el frigorífico hasta que tome consistencia, mínimo una hora.
   En el frigorífico se podrá mantener una semana más o menos estando bien tapada y en el congelador unos tres meses (o eso dice su autor...)

Notas:
   Empezaré diciendo que esta pasta nos sirve de base para tartas dulces que veremos en próximas entregas, jejejeje...
   Y dicho esto os muestro en imágenes parte de lo que os he explicado en la elaboración. Así veréis como es facilísimo!!!


   Ya os he dicho que la mantequilla es preferible que no esté del todo fría, por lo que es aconsejable tenerla un par de horas mínimo fuera del frigorífico. Siempre nos ayudaremos con la punta de los dedos en todos estos pasos. Como veis, las yemas las añado cuando la mantequilla y el azúcar glas están bien mezcladas, sencillo, verdad??


   Cuando ya tenemos las yemas bien integradas en esa mezcla se va incorporando la harina poco a poco. No tengáis prisa, que aunque parezca que no, al final queda todo perfectamente unido. Mi consejo es que dividáis la masa en dos para guardarla en el frigorífico, porque esta cantidad da de sobra para cubrir un par de moldes de tartas. Si lo que vais a preparar con ellas son tartaletas podrá ir en una sola bola al frigorífico.
   Tanto si vamos a preparar tartaletas o la base para una tarta grande, siempre vamos a pinchar el fondo con un tenedor y coceremos la pasta "a ciegas", es decir, en el hueco del molde vamos a poner un papel vegetal y vamos a rellenarlo con legumbres. Yo lo suelo hacer con garbanzos, que tan solo utilizo para estas preparaciones. Hay en el mercado unas bolitas o una especie de cadenitas que hacen la misma función, pero esto es mucho más económico, ya que aguantan muchas hornadas.


   Lo de la harina floja ya lo he comentado en otras ocasiones, os tenéis que fijar en los paquetes, donde pone las proteínas que tiene y hay que coger la que tenga el número más bajo, es la harina de repostería de toda la vida. Esta receta la preparo con una harina con nueve gr. de proteínas.

Apuntes:
   Pues sí, como este mes trae cinco domingos he querido aprovechar para explicar en esta entrada como se hace la pasta quebrada azucarada y el domingo que viene pondré una receta para rellenar esta riquísima pasta.

   Se me había olvidado que ayer era Domingo de Ramos (habéis estrenado algo?, porque dicen que si no lo haces te quedas sin manos!!!) y estaba en los planes salir por ahí a cotillear el ambiente, pero no, con la lluvia y esas cosas al final nos quedamos en casa tranquilamente, hasta que recordé que tenía que comprar una funda a la cámara de fotos, que la tenía sin vestido!!! Fuimos hasta el centro y la compré, además, así nos dio un poco el aire, cosa que no nos vino mal... Y al llegar a casa probamos la funda, perfecta, es que ni hecha a medida, pero el disgusto llegó al decir: "venga, ahora a poner la correa para poder llevarla colgada" y no aparecía por ningún lado!!! Por lo que hoy me ha tocado dar otro paseo a El Corte Inglés a ver si lo solucionaba... Estaba la chica que nos atendió ayer, por lo que en un periquete tenía una correa y tan feliz de vuelta a casa.

   Por cierto, esta receta es de Michel Roux, de su libro de masas, que recomiendo al cien por cien, pero si no os queréis gastar el dinerillo tranquilos, porque iré poniendo recetillas suyas de vez en cuando, aunque la verdad yo las modifico algo (esta no, esta está tal cual la pone en el libro), las pongo más de mi gusto, pero siempre os pondré la receta tal cual la hace el, para que podáis elegir la que más os guste.

   Y no me enrollo más, voy a ver si veo como va evolucionando el tiempo, porque a estas alturas no se sabe aún el destino de los cuatro días gordos de Semana Santa... Esto es un sin vivir!!!

   Nos vemos en siete días... Feliz semana a todos!!!
  

4 comentarios:

  1. me encanta esa masa y sólo la he hecho una vez, voy a ver si coincide la receta y si no es asi, me anoto la tuya porque viene muy bien

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me contarás!! Yo hago esta desde que la probé.

      Eliminar
  2. Tendre que comenzar a entrar de nuevo en la cocina!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí!!! Pero poco a poco, no te vaya a dar algo...

      Eliminar